JUSTIFICACION DE LA CARRERA DE ARQUITECTURA:

 

 

Las personas, durante el transcurso de sus vidas, desarrollan las actividades como vía para satisfacer sus necesidades, desde las más elementales hasta aquellas que la propia cultura va creando.

 

El grado de satisfacción de esas necesidades está estrechamente ligado a las propiedades que poseen los lugares o espacios donde las personas desarrollan todas sus actividades.

 

El desarrollo de la sociedad y la complejidad cada vez mayor de los roles que los miembros de la sociedad adoptan, provocan un aumento en la cantidad y complejidad de los espacios demandados.

 

En la República Dominicana la demanda insatisfecha de espacios para la vivienda afecta a cientos de miles de familias que no tienen un lugar adecuado donde vivir, inadecuación que se refleja en la formación, el desarrollo y la salud física y mental de los miembros de las familias.

 

La falta de espacios adecuados en cantidad y calidad para la educación, en los diversos niveles, es uno de los factores que provocan, en una gran cantidad de niños, jóvenes y adultos, su marginación del conocimiento, y en consecuencia, del proceso de desarrollo.

 

Una buena asistencia a la salud está en parte asociada a la disponibilidad y calidad de las instalaciones destinadas para ello. La falta de instalaciones en unos casos, y la inadecuación en otros, impiden que una gran parte de la población dominicana goce de una salud tal que le permita el disfrute pleno de la vida.

 

El uso del tiempo libre y la necesidad del desarrollo integral personal, demandan cada vez más de la existencia de espacios planificados para la recreación y el esparcimiento en sus diversas manifestaciones. La ausencia de lugares adecuados para esas actividades provoca deformaciones en el comportamiento, cuyas manifestaciones sociales son negativas –

 

La mayoría de los adultos normales emplean aproximadamente la tercera parte del día en realizar tareas remunerativas por encargo y bajo la dirección de otros, o de manera independiente. A veces estas tareas se realizan en la calle, en lugares improvisados o adaptados, o bien en instalaciones simples o complejas diseñadas para estos fines.

 

Del suministro de condiciones ambientales adecuadas para el trabajo dependen: la cantidad y la calidad de la producción, y la salud física y mental del trabajador. Ello hace importante poner especial cuidado a las instalaciones pensadas para el trabajo.

 

Un organismo arquitectónico o un conjunto de ellos no existen de manera aislada. Su ubicación en un lugar cualquiera provoca diversos niveles de integración con la naturaleza y los elementos creados por la mano del hombre. Un edificio forma un todo con otros y los espacios exteriores de enlace entre ellos (vías, zonas verdes, plazas, etc.). Esta aseveración evidencia la necesidad de que estos espacios sean tratados con tanto cuidado como los edificios mismos.

 

En la actualidad la UASD ofrece la carrera de Arquitectura como respuesta á esas necesidades. Sin embargo esa   carrera debe ser reorientada para adecuarla a las específicas demandas de la sociedad en general, y a las de los profesionales egresados en particular, de manera que éstos se inserten adecuadamente en el ámbito profesional.

 

La necesidad de proteger el medio ambiente para una mejor vida obliga, por una parte, a un manejo adecuado de los recursos que se extraen de la naturaleza para ser usados en la construcción de edificios y a la búsqueda de nuevos materiales y formas de usarlos, y por otra parte, obliga a dejar en manos de otros especialistas el manejo ( o diseño) del espacio urbano, que por su creciente complejidad exige estudio que salen fuera del alcance de la carrera de Arquitectura.

 

Como la carrera de Arquitectura pretende satisfacer necesidades de espacios vitales a personas reales en lugares reales, es imprescindible lograr la mayor objetivización posible de esas necesidades mediante un proceso adecuado de conceptualización, y obtener la mejor vía de comunicar esos conceptos y los consecuentes diseños a esas personas.

 

La Universidad debe formar los profesionales de esta área en la cantidad y con la calidad que precisa nuestra sociedad, teniendo en cuenta que el Arquitecto de hoy debe ser un profesional con visión de futuro, creativo y con ‘los conocimientos y valores que lo hagan enfilar su trabajo en pro del. favorecirniento de nuestras grandes masas desposeídas.

 

Corresponde a la Universidad Autónoma de Santo Domingo, consecuente con sus principios y filosofía, ofrecer a la sociedad un profesional con la sensibilidad y capacidad necesarias para detectar, conocer y resolver los problemas que en el campo de la Arquitectura la agobian

 

IR AL INICIO DE LA PAGINA

Preparado por el Arq. Domingo Antonio Jiménez Ramírez , mailto:domingo.jimenez@codetel.net.do 14/2/2002